Editorial

Quintanar, generosa y acogedora

Después de dos años oscuros «en blanco», todavía resuenan en nuestros oídos los tambores y cornetas, en nuestra retina la belleza de nuestras imágenes, su puesta en la calle, olor a incienso y cera, el aroma de los ornamentos florales, el esfuerzo de anderos y costaleros, saeteros/as… y mucha gente en las aceras, admirando y contemplando un trabajo bien hecho. Debemos de sentirnos todos orgullosos de nuestra pasada Semana Santa y la procesión especial de «Pilatos» en su 75 Aniversario. Resurgiendo también la fiesta de San Isidro y por supuesto «la Subida» de la Virgen.

Entre tanto nuestra Corporación Municipal, erigió el pasado 6 de Abril en la Plaza de las Palomas, un monolito con una placa, que reza. «Quintanar de la Orden, rinde homenaje a las víctimas del Covid». Fallecidos y afectados que nunca olvidaremos, al igual que el trabajo de tanta gente, la labor encomiable del personal sanitario, fuerzas del orden, transportistas, costureros, agricultores, comerciantes, funerarias políticos, clero, voluntariado, etc.

Quintanar debe y se merece discurrir por una senda esperanzada de progreso, con nuevos proyectos, ilusiones e iniciativas, cuando ahora se han cumplido 15 años de la celebración, el 31 de Mayo de 2007 el Día de nuestra Región en Quintanar, donde todos se fueron encantados, de una organización perfecta, de sus servicios en el recinto ferial, la belleza de nuestro Parque Municipal y aledaños y la cordialidad y amabilidad de sus gentes. Ese globo aerostático, que muestra la foto, con el escudo de Castilla-La Mancha, anclado en una de las eras, nos evoca una jornada inolvidable por muchas razones.

Ahora que nos hemos «volcado» en la Campaña y el cariño por y para Ucrania, que atraviesa tiempos muy duros, difíciles e incomprensibles en pleno siglo XXI ¡NO A LA GUERRA!


REDACCIÓN